Escoge la categoría

Descripción del ser humano

Comparte

Por: $128.900,00ou X de


Comprar
1002_descripcion_ser_humano_foce
Descripción del ser humano
Por: $128.900,00ou
48x de $2.685,41
sem juros
ComprarVendedor Libreria de la U
73876
La antropología de Hans Blumenberg, publicada en Edición póstuma, se inicia con una tesis sencilla pero trascendente que constituye el principio central de su antropología fenomenológica: el ser humano es visible. Entre los primates, el Homo sapiens es el único que tiene una postura erguida y camina en esa posición. Por eso puede ver particularmente bien y también puede ser visto. Sólo puede ver al precio de ser visto. La optimización de la percepción visual va así acompañada de un riesgo: el aumento de la visibilidad. El hecho de estar tan expuesto modela la relación del humano con el mundo y lo convierte en un virtuoso de su propia puesta en escena, pero también del disimulo y el ocultamiento. Debido a eso la visibilidad también significa que el humano es opaco, tanto para los otros como para sí mismo, y suscita además el vínculo autorreferencial: reparar en que uno puede ser visto conduce a la reflexión y a la vez es un resultado contíngente en el proceso evolutivo.  La Descripción del ser humano tiene su hilo conductor teórico en la orientación decididamente fenomenológica. Aquí Blumenberg filosofa con Husserl contra Heidegger: a favor de la "evidencia" de la teoría, en contra de la praxis del "cuídado". Pero eso también supone que el tema de la antropología ya no puede ser la conciencia específicamente humana y menos aún el ser humano-, sino sólo la conciencia trascendental, la conciencia "en general". "Antropología fenomenológica": ¿una contradicción en sus propios términos No del todo. Por ser esencialmente un vínculo objetivo, toda conciencia tiene que estar encarnada, ser inmanente a un cuerpo. Y aquí se cierra el círculo: la reflexión, que comienza con la visibilidad, permite ocuparse del cuerpo y de la conciencía. De modo que en la "descripción del ser humano" realizada de esta manera la fenomenología dilucida sus propias condiciones de posibilidad. La Descripción del ser humano tiene su hilo conductor teórico en la orientación decididamente fenomenológica. Aquí Blumenberg filosofa con Husserl contra Heidegger: a favor de la "evidencia" de la teoría, en contra de la praxis del "cuídado". Pero eso también supone que el tema de la antropología ya no puede ser la conciencia específicamente humana y menos aún el ser humano-, sino sólo la conciencia trascendental, la conciencia "en general". "Antropología fenomenológica": ¿una contradicción en sus propios términos No del todo. Por ser esencialmente un vínculo objetivo, toda conciencia tiene que estar encarnada, ser inmanente a un cuerpo. Y aquí se cierra el círculo: la reflexión, que comienza con la visibilidad, permite ocuparse del cuerpo y de la conciencía. De modo que en la "descripción del ser humano" realizada de esta manera la fenomenología dilucida sus propias condiciones de posibilidad.La Descripción del ser humano tiene su hilo conductor teórico en la orientación decididamente fenomenológica. Aquí Blumenberg filosofa con Husserl contra Heidegger: a favor de la "evidencia" de la teoría, en contra de la praxis del "cuídado". Pero eso también supone que el tema de la antropología ya no puede ser la conciencia específicamente humana y menos aún el ser humano-, sino sólo la conciencia trascendental, la conciencia "en general". "Antropología fenomenológica": ¿una contradicción en sus propios términos No del todo. Por ser esencialmente un vínculo objetivo, toda conciencia tiene que estar encarnada, ser inmanente a un cuerpo. Y aquí se cierra el círculo: la reflexión, que comienza con la visibilidad, permite ocuparse del cuerpo y de la conciencía. De modo que en la "descripción del ser humano" realizada de esta manera la fenomenología dilucida sus propias condiciones de posibilidad.

Atributos LU

TítuloDescripción del ser humano
AutorHans Blumernberg
Tabla de ContenidoPrimera parte
Fenomenología y antropología


I. Dasein o conciencia         
II. ¿Es la intersubjetividad un fenómeno antropológico?         
III. Conciencia del tiempo y reflexión humana         
IV. Autoconocimiento y experiencia del otro         
V. "El humano siempre cuenta"         
VI. El dios de Husserl     
Último apartado         

Segunda parte
Contingencia y visibilidad


VII. La antropología: su legitimidad y racionalidad     
VIII. Riesgo existencial y prevención     
IX. Necesidad e imposibilidad de consuelo del ser humano     
X. Cuerpo y conciencia de la realidad     
XI. Variaciones de la visibilidad     

Posfacio del editor     
Comentarios sobre la edición
Índice de nombres     
TipoLibro
ISXN9789505578580
Año de Edición2011
Núm. Páginas687
Peso (Físico)1000
Tamaño (Físico)15.5 x 23 cm

Títulos Similares