Escoge la categoría

El fin de la excepción humana

Comparte

Por: $62.000,00ou X de


Comprar
308_elfindelaexcepcion_foce
El fin de la excepción humana
Por: $62.000,00ou
48x de $1.291,66
sem juros
ComprarVendedor Libreria de la U
31532
En este texto el autor se interroga sobre cómo es posible que, a la luz de los avances de la biología, la neurología, la etología o la psicología, la tesis de la excepción humana siga gozando de tal crédito entre filósofos e investigadores en el campo de los hechos culturales. ¿Por qué es tan persuasiva la tesis ¿Cómo se ha mantenido impermeable a los avances de las disciplinas científicas A fin de responder estas preguntas, el autor rastrea en el cartesianismo, específicamente en el argumento del cogito, el principio de inmunización epistémica que ha logrado aislarla de los saberes externalistas que la contradicen.A lo largo de su argumentación el autor demuestra que la tesis de la excepción humana es una visión del mundo cuyo costo, frente a su supuesta utilidad, es exorbitante. De este modo, este libro busca articular los elementos de una visión integrada de la identidad humana que conjugue las ciencias de la cultura y los otros conocimientos que conciernen al hombre.Hace ya un siglo y medio se sabe que los humanos son seres vivientes entre otros seres vivientes y que la unidad humana es la de una especie biológica que no se puede extraer del conjunto de las formas de vida no humana, que constituyen mucho más que su entorno. Sin embargo, a esta comprobación que ya es indiscutible, las ciencias humanas y sociales oponen la Tesis de la excepción humana al afirmar que el hombre constituye una excepción entre los seres que pueblan la Tierra. Según esta tesis, el ser humano trasciende en su misma esencia la realidad de las otras formas de vida y su propia naturalidad. Así, el filosofo plantea que el hombre seria un yo o un sujeto radicalmente autónomo y fundador de su propio ser; el sociólogo insiste en que esta trascendencia se ubica en la sociedad, por esencia anti natural; el antropólogo, por su parte, afirma que sólo la cultura la creación de sistemas simbólicos constituye lo propio del hombre.A lo largo de su argumentación el autor demuestra que la tesis de la excepción humana es una visión del mundo cuyo costo, frente a su supuesta utilidad, es exorbitante. De este modo, este libro busca articular los elementos de una visión integrada de la identidad humana que conjugue las ciencias de la cultura y los otros conocimientos que conciernen al hombre.Hace ya un siglo y medio se sabe que los humanos son seres vivientes entre otros seres vivientes y que la unidad humana es la de una especie biológica que no se puede extraer del conjunto de las formas de vida no humana, que constituyen mucho más que su entorno. Sin embargo, a esta comprobación que ya es indiscutible, las ciencias humanas y sociales oponen la Tesis de la excepción humana al afirmar que el hombre constituye una excepción entre los seres que pueblan la Tierra. Según esta tesis, el ser humano trasciende en su misma esencia la realidad de las otras formas de vida y su propia naturalidad. Así, el filosofo plantea que el hombre seria un yo o un sujeto radicalmente autónomo y fundador de su propio ser; el sociólogo insiste en que esta trascendencia se ubica en la sociedad, por esencia anti natural; el antropólogo, por su parte, afirma que sólo la cultura la creación de sistemas simbólicos constituye lo propio del hombre.Hace ya un siglo y medio se sabe que los humanos son seres vivientes entre otros seres vivientes y que la unidad humana es la de una especie biológica que no se puede extraer del conjunto de las formas de vida no humana, que constituyen mucho más que su entorno. Sin embargo, a esta comprobación que ya es indiscutible, las ciencias humanas y sociales oponen la Tesis de la excepción humana al afirmar que el hombre constituye una excepción entre los seres que pueblan la Tierra. Según esta tesis, el ser humano trasciende en su misma esencia la realidad de las otras formas de vida y su propia naturalidad. Así, el filosofo plantea que el hombre seria un yo o un sujeto radicalmente autónomo y fundador de su propio ser; el sociólogo insiste en que esta trascendencia se ubica en la sociedad, por esencia anti natural; el antropólogo, por su parte, afirma que sólo la cultura la creación de sistemas simbólicos constituye lo propio del hombre.

Atributos LU

TítuloEl fin de la excepción humana
AutorJean-Marie Schaeffer
Tabla de ContenidoPrefacio

I. La tesis de la excepción humana
El hombre como ser no natural
Ruptura óntica y dualismo ontológico
Gnoseocentrismo y antinaturalismo
Los saberes del hombre frente a la tesis de la excepción humana

II. Más allá del cogito
El papel histórico del cartesianismo
El cogito y sus límites
Los puntos ciegos del cogito
El problema del cuerpo
Salir del cogito: por una desescalada ontológica

III. La humanidad como población mendeliana
La animalidad de la humanidad
La vida y su reproducción: el fin del discontinuismo
Los factores causales de la evolución: el fin del monocausalismo
El fin de la teleología, del antropocentrismo y del esencialismo

IV. El hombre como ser social
Los malentendidos del “naturalismo”
Naturaleza y cultura
De la “cultura” al hecho social
Una especie social entre otras

V. Culturas
Los hechos de cultura
Adquisiciones, transmisiones y difusiones
¿Qué genealogía de la cultura?

VI. Apertura: estados conscientes, conocimiento y visiones del mundo
Estados conscientes
Conocimiento y visiones del mundo

Glosario
Bibliografía
Índice de nombres
TipoLibro
ISXN9789505577842
Año de Edición2009
Núm. Páginas324
Peso (Físico)510
Tamaño (Físico)15.5 x 23 cm

Títulos Similares